«Blindaje» contra migrantes para preservar paz arancelaria

Foto: Milenio

Acusan Iglesia católica y organizaciones sociales militarización de la frontera y temor a violacion de Derechos Humanos

Fernando Cantón/Chiapas Digital

Tuxtla Gutiérrez 10/06/2019.- El Gobierno de México anunció que en los próximos días arribarán a Chiapas por lo menos seis mil elementos de la Guardia Nacional, para vigilar el cruce migratorio integrado por 15 municipios fronterizos, de la costa y norte de la entidad; aunque la medida podría extenderse a más demarcaciones.

Ante esta decisión, al menos seis cuarteles de la Guardia Nacional serán construidos en los municipios de Tonalá, Pichucalco, Palenque, Tuxtla Gutiérrez, San Cristóbal de Las Casas y Comitán que son considerados paso de migrantes, luego de que en el Congreso del Estado se turnara a comisiones la solicitud del Gobierno Estatal para la desincorporación de terrenos y así donarlos a la Secretaría de la Defensa Nacional y Secretaría de Marina para la construcción de las instalaciones.

De acuerdo con fuentes consultadas, fue la propia Secretaría de Gobierno a través del área jurídica, quien envío al Congreso del Estado la iniciativa para que los ayuntamientos donaran los terrenos para construir los bases de operaciones de la Guardia Nacional.

Y aunque de manera inicial la propuesta en el Congreso del Estado contempla tres hectáreas en los municipios de Tonalá, Palenque y Pichucalco, en los próximos días se ampliará la convocatoria a los municipios antes señalados.

La política migratoria del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador cambió tras las negociaciones que durante la semana pasada sostuvo una delegación diplomática con el presidente de los Estados Unidos Donald Trump, para evitar la aplicación del 5 por ciento de aranceles a las exportaciones mexicanas, lo que se logró, pero con la condición de que en 45 días debe «notarse» una disminución del flujo migratorio.

Por lo que ahora se trata de contener la migración en la frontera sur con mayor vigilancia de la Secretaría de la Defensa Nacional, la Secretaría de Marina, Policía Federal, el Instituto Nacional de Migración y los seis mil elementos de la Guardia Nacional que llegarán a Chiapas en los próximos días, lo que ya ha sido severamente cuestionado por organizaciones de la sociedad civil, organismos defensores de los Derechos Humanos y la Iglesia católica, que ven como una militarización de la frontera las acciones tomadas por el Gobierno Federal.

Ante este panorama durante las últimas horas hubo diversos pronunciamientos. Uno de ellos fue el del Obispo de Tapachula Jaime Calderón Calderón, quien por estar en la zona, ha observado de cerca el proceso migratorio que se ha incrementado durante los últimos meses. El prelado además de hacer una llamado a la unidad externó su preocupación, pues dijo que la crisis migratoria ha rebasado toda ayuda que se pueda ofrecer; señaló que «tal parece que las acciones del Gobierno van orientadas a responder a políticas del País vecino del norte, lo cual desdice la calidez y buen trato que nos ha caracterizado como mexicanos».

Por su parte el Consejo Ciudadano del Instituto Nacional de Migración (CCINM), órgano de participación ciudadana y apoyo, que, a través del diálogo y retroalimentación relativa a la política migratoria de México, contribuye a orientar las acciones del Instituto Nacional de Migración (INM), también expresó su preocupación por los acuerdos alcanzados en el marco de las negociaciones llevadas a cabo por el gobierno de México con las autoridades estadounidenses, que en los hechos se traducen en la militarización de la frontera sur de México y en la participación de la Guardia Nacional para la detención migratoria.

«En ese sentido, manifestamos nuestro rechazo contundente a que, frente a la amenaza de imponer aranceles a los productos mexicanos, se utilice a las personas migrantes como moneda de cambio, situación que se evidencia a partir de la instalación de retenes militares en coordinación con agentes del INM, y policía municipal y estatal en Chiapas en los días recientes.»

Intentamos buscar en el Congreso de Chiapas una opinión legislativa sobre el tema, sin embargo no encontramos respuesta a la solicitud de entrevista de alguno de los Diputados.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: