Acusan a diseñadora francesa de robar diseños mexicanos

Está es la segunda vez que señalan a Isabel Marant de plagiar y apropiarse diseños culturales mexicanos

La francesa Isabel Marant plagió los diseños purépechas de artesanos de Charapan, Angahuan y Santa Clara del Cobre, Michoacán, para una de sus colecciones conformada por “gabanes, fajas, servilletas y otros artículos propios de la vestimenta de las comunidades indígenas purépechas”, acusaron los senadores morenistas Casimiro Méndez y Susana Harp.

“La apropiación cultural consiste en el aprovechamiento patrimonial de una expresión cultural tradicional por parte de empresas sin contar con autorización o hacer mención de su origen ni proporcionar compensación por su utilización. En este caso, la diseñadora Isabel Marant lanza una línea completa de ropa copiando, literalmente, patrones de diseños purépechas de artesanos de Charapan, Angahuan y Santa Clara del Cobre, de Michoacán”, dijo Méndez en conferencia de prensa en el Senado de la República.

El senador señaló que los diseñadores “toman estas expresiones tradicionales y las reutilizan fuera del contexto, sin tener en cuenta su significado cultural, generando ganancias que en nada benefician a nuestras comunidades indígenas”, por lo que “no estamos de acuerdo con que se lleven a cabo este tipo de apropiaciones culturales por parte de diseñadores extranjeros”.

En la conferencia también estuvo Josué Emmanuel Balboa Álvarez, presidente municipal de Charapan, quien rechazó las acciones de Isabel Marant, porque dijo que actualmente los artesanos “están tirados a la calle” debido a la falta de venta de artesanías y ahora, “esta persona (Marant) viene a dañar nuestra tradición. Están matando a nuestros artesanos, nos están desmembrando la piel porque esta artesanía es nuestra identidad”.

https://twitter.com/SusanaHarp/status/1321486534273572867?s=20

“En 2015 decidió copiar de manera idéntica a las blusas. El tipo de manga, la apertura en el cuello, los colores, eran idénticos. Ahora decidió tomar los colores, elementos que se encuentran de manera repetida en muchas de nuestras artesanías. Es la segunda vez que esta diseñadora –que así se nombra–, hace apropiación cultural o plagio, entonces no puede decir que no sabía (lo que hacía)”, declaró Harp.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: